EL PERFIL DEL HUMANO ACTUAL – Análisis Paraguay

Ricardo Martín Almada, Julio 2006
***Advertencia: Este análisis se basa en el comportamiento negativo humano en general, ya que tales características no tienen nacionalidad y se las encuentra en todas las culturas, aunque sea más visible en unas que otras.***
El caso que nos ocupa, es el análisis de las características negativas que podríamos trabajar para cambiarlas y que hoy día llevamos los paraguayos, como resabio del odio de los aliados luego de la Guerra de la Triple Alianza y reforzados por la Dictadura Stronista que tanto daño hicieron, mental y espiritualmente a la población, destruyendo lo que antaño fuera la raza guaraní, pueblo guerrero y digno. Por lo tanto… antes de continuar, debe saber que Usted se verá reflejado dentro de algún prototipo incluido en este material. Espero sinceramente que sea consciente y maduro para tomarlo como crítica constructiva y decida trabajar sus defectos para así poder cambiarlos y llegar a ser una mejor persona, intelectual y espiritualmente.
Cada país necesita a toda su gente.
• El grave problema que tenemos que asumir, con toda la importancia que se merece, es el patrón de comportamiento que actualmente se ve reflejado, sino en todos, en la gran mayoría de nuestros compatriotas. Dentro de este patrón que mencionamos podemos incluir: IGNORANCIA, RESENTIMIENTO, EGOLATRIA, COBARDÍA, SANTULERÍA, MEDIOCRIDAD, APROVECHAMIENTO, COMPLEJO DE INFERIORIDAD, FATALISMO, CONFORMISMO… que nos da como resultado un país de tramposos, estafadores, aprovechados, con falta total de respeto por los demás y que no aprenden nada por no demostrar que no entienden nada. Se nos llama un país ignorante, que no piensa…. y especialmente cuando de hacer las cosas bien se trata. Pero a la hora de “joderle” a algún extranjero o compatriota “vyro”… rápido se nos prende la lamparita. Usamos toda nuestra fuerza para pelear por causas negativas, utilizando innumerables artilugios que nunca se presentan a la hora de trabajar o pelear por una buena causa. Nos hacemos de los pobrecitos py nandi explotados, pero al mismo tiempo, con una prepotencia característica del régimen stronista.

Cómo va un país salir del sub desarrollo ECONÓMICO Y MENTAL si no aprendemos nada bueno de nadie? Tenemos la mentalidad de estafar y desplumarle a alguien, en lugar de aprender algo, de gente que viene con nuevos conocimientos o técnicas que pueden ayudarnos a salir de esta crisis económica en la que estamos hundidos… somos acaso tan mediocres, burros y resentidos que ni siquiera podemos ver, que la mentalidad “pan para hoy, hambre para mañana”, nos dejará pasado mañana y todos los días que siguen sin pan, sin agua, sin nada? Cualquier persona que quiera invertir en nuestro país, corre el riesgo de quedar completamente en la calle, luego de haber pasado meses o años, de acuerdo a su “aguante”, peleando con la gente para hacerla trabajar, durmiendo con un ojo abierto para que no le sigan robando, afónico de tanto hablar sin que nadie lo entienda o peor, si lo entienden, que no cumplan sus instrucciones, porque a ellos “no les manda ningún vyro”. No ven que existen dos tipos de trabajos: el “intelectual” que es el que crea, proyecta, planea, coordina y controla la ejecución de las cosas, y por otro lado, está el “manual” que ejecuta una función específica que le fue asignada. Estos obreros que ejecutan el trabajo manual, como no entienden nada del trabajo intelectual, juzgan de haraganes y vyros a los que piensan, porque para ellos, el trabajo es sinónimo de fuerza bruta. No son capaces de darse cuenta que sin el trabajo intelectual de unos pocos, ninguno tendría un puesto de trabajo donde desempeñarse. Confunden la humildad con estupidez y el ego y la arrogancia con inteligencia. (Humildad, en el sentido literal del término: sin ego… como Gandhi, como Sócrates, no en el sentido erróneo que se conoce la palabra actualmente: pobreza).
Esta es la imagen que los extranjeros y compatriotas honestos tienen de nuestra gente ya sean obreros, campesinos, ejecutivos, presidentes, etc…ya que sea cual fuere el puesto ocupado, nos comportamos como obreros mentales. No hay garantía alguna de que se cumplan las proyecciones, a no ser que se les trate como a esclavos, con latigazos en la espalda para que trabajen y se mantengan en línea. Es triste pensar que a una persona humilde y honesta se la trate de VYRO y que por eso mismo, hay que joderle.

Cuando uno les pasa la mano, ellos te toman todo el cuerpo. Abusan de la hospitalidad de la gente. Creen que se ganaron el derecho de imponerte su presencia, sus normas y costumbres… luego usan tus cosas como si fueran suyas… se comete un craso error cuando uno quiere ser amable con alguien y se le ocurre prestarle algo. Ja! Eso ya significa que lo prestado, se traduce en regalado. Y peor aún, que después ya ni te piden prestadas las cosas para llevarlas o usarlas… si una vez lo hiciste, significa que ellos tienen acceso a todo en cualquier momento, sin restricciones.
• Al resentido le molesta terriblemente el progreso de los demás. Cuando entran a trabajar en algún lugar, ya estudian como robar, boicotear o quebrar a la empresa. Nadie trata de aprender nada más de lo que les dicen que hagan… y aunque no escatiman esfuerzos en dar plena satisfacción a su ego, envidia, celos y complejos de inferioridad, ni se les pasa por la cabeza esforzarse en mejorar, aprender más, o sea, ir cambiando de área para aprender todas las funciones y así crecer y avanzar como profesionales y dentro de la empresa. No tienen ni la más mínima noción, de que si se esfuerzan y aprenden todo lo que puedan, algún día podrían tener ellos “su propia empresa”.
He comprobado de que en todos los estratos sociales, encontramos personas con un ego que ni les cabe en el cuerpo. Por ejemplo, el que un día fue barrendero, y por cosas de la vida, hoy es jardinero, ya no vuelve a barrer, porque lo considera denigrante para su “nuevo cargo” de jardinero. Apenas subimos un pequeño escalón, o mejor dicho, aprendemos alguito nuevo, ya se nos sube el humo a la cabeza y crece nuestro ego de una manera descomunal. Y por supuesto, que el nuevo aprendiz de jardinero, se cree el maestro de los jardineros y pobre de aquél que le diga que no cortó bien el pasto, porque aparte de ofenderse, escupen la tan gastada respuesta: “a mí nadie me va a decir cómo hacer mi trabajo” y una vez más, se pierden la oportunidad de aprender algo nuevo.
Hay que integrar por el bien de uno mismo, que todos los días debemos aprender algo nuevo. “Solo sé que nada sé” fue hace 2,400 años el lema del hombre considerado por los dioses como el más sabio… que irónico parece hoy, pero eso le costó la vida en un mundo de ignorantes ególatras que creían saberlo todo.

No podemos construir el nuevo Paraguay con un pueblo resentido e inculto y con gente burra y prepotente que se cree de la alta sociedad por su poder económico y por sobre todo, que está lejos de las condiciones requeridas para participar en la dirección del Estado. Debemos terminar con los cargos políticos que se sobreponen a las exigencias de un país.
Nuestro país es actualmente una olla a presión, en la que el odio y el resentimiento de la gente pobre contra la gente que tiene dinero, se está calentando día a día, primero porque no hay fuentes de trabajo y la gente no tiene qué comer y segundo por todos los despliegues de ostentación que demuestran los ricos mientras que el pueblo se muere de hambre. Esto hará explotar la olla en cualquier momento. O sea, la supuesta clase alta está en un terrible peligro… ellos mismos están creando su propia aniquilación. Es momento de que reflexionen, antes de que sea tarde, para que no se repita la experiencia de la revolución francesa, en la cual el pueblo, que no eran más que una masa de resentidos llenos de odio hacia la monarquía, accedieron al poder y cometieron las atrocidades más escabrosas contra “toda” la gente que tenía dinero en ese momento. A todo esto se suma, que la clase media de nuestro país está desapareciendo. No crea que un guardia de seguridad frente a su puerta, podrá atajar la furia desatada del pueblo. Esta situación puede reventarle en la cara en cualquier momento.
Reflexione antes que sea tarde. Sea un agente de cambio, invirtiendo en el país, creando fuentes de trabajo para que juntos logremos que todo el pueblo, reciba educación y salud gratuita para llegar a vivir dignamente.
• Yendo a otro punto, es importante mencionar para qué utilizamos nuestro idioma guaraní. Estoy de acuerdo en fomentar y hablar el idioma guaraní, ya que somos un país bilingüe… pero en qué sentido utilizamos esta característica nuestra? Para burlarnos de los que no nos entienden? Así solo demostramos que somos un país de ignorantes, maleducados y resentidos. Una vez más demostramos que usamos nuestro ingenio para hacer el mal.
Parecemos buitres… burlando a nuestra presa para sacar ventaja y aprovecharnos de todo… de la comida, del dinero, de cualquier cosa material, hasta de la amabilidad de las personas… en nuestra cabeza se ve solamente: aprovechar, aprovechar, aprovechar mientras se pueda. Y “mientras se pueda” significa: hasta que nos den una patada y nos echen como animales… y ahí, buscamos otro vyro, para repetir la historia. Pero antes de dejar al último, tenemos que sacarle el jugo en juicios laborales sin pies ni cabeza, alegando “la che derecho” , que no son más que artículos que se aprendieron de memoria y que creen en su estúpido discernimiento, que pueden utilizar para sacarle plata al patrón. No se dan cuenta de que esos derechos conforman la otra mitad de sus obligaciones dentro de un contexto laboral. Pero a la hora de joderle a alguien, hasta artículos del código laboral se aprenden, sin ni siquiera saber leer, ni mucho menos, interpretar las leyes.
La vida es como una escuela, donde debemos aprender todo lo que podamos para pasar de grado espiritual. Capacitarnos para ser mejores personas, mejores profesionales, mejores hijos, mejores padres, mejores ciudadanos… y en nuestro caso, mejores paraguayos.
• Somos una manga de ñe´e rei, superficiales de intelecto y pobres de espíritu. Podemos pasar horas, días, meses, años hablando de politiquería, plagueándonos de nuestra realidad sin hacer el mínimo esfuerzo para cambiar la situación. Eso sin mencionar nuestra altanería a la hora de desafiar a los más débiles. Es como si nos sintiéramos más importantes, dominando a alguien… o teniendo un séquito de burros o vividores que con tal de obtener algún beneficio, hacen que escuchan y comparten las pavadas que decimos, por el simple hecho de que a nuestro ego, le gusta escucharse y tener un público que le escuche. Y esto se ve en cualquier estrato social.
Somos conscientes que la pobreza es el resultado de una mala distribución de las riquezas por parte del Estado, pero eso no justifica “la alienación y pobreza espiritual que demostramos como pueblo”. Hay pueblos de América que tienen mucho menos que nosotros materialmente, pero son pueblos que defienden ideales, dignos, cultos, saludables, fuertes y trabajadores.
Analicemos nuestra realidad: hay pobres debido a la situación y en otra categoría, los pobres por elección, como se vio en el caso de los famosos “damnificados” que fueron trasladados a un lugar seco, con viviendas construidas, a las cuales desmantelaron hasta los cables de electricidad para venderlos y trasladarse de nuevo a sus casas de cartón en la chacarita… para seguir siendo los damnificados. Encima culpan a la sociedad de su estado de pobreza y creen que tienen el derecho de exigir que la gente les mantenga. En ningún momento se preguntan, que podrían hacer para salir de esa situación, cómo podrían ayudarse entre vecinos para salir adelante… Nooo! Vuelve a surgir la tan trillada frase “la che derecho” pero nunca “la che obligación”. Tomemos otro caso, el de los campesinos sin tierra. Cada vez que invaden un campo, no veo que se instalen y hagan, aunque sea, una pequeña huerta, o entre todos, planten algo para luego venderlo. No! Simplemente, se instalan en lugares donde exista alguna reserva de bosques, talan todo lo que hay, lo venden a otro inconsciente desalmado y luego se cambian de lugar. Aprovechar, aprovechar, aprovechar… Las familias de menos recursos tienen hijos con la finalidad de que les mantengan. Ellos no piensan en cuantas bocas tienen que alimentar, sino en cuántas manos trabajarán por y para ellos. Recuerdo el fatídico día del incendio en el Ycua Bolaños, cuando salían por la TV personas llorando. Cuando el reportero se acercaba a los más desesperados para preguntarles a quién habían perdido, ellos sin asco respondían: A mi hijo… mi sustento… que va a ser de nosotros ahora?!
Otros van a trabajar a España y los familiares que quedan, se convierten en una manga de zánganos y parásitos de la sociedad, que sencillamente viven del trabajo de un solo miembro de la familia. Cuando este vuelve, se encuentra con que nadie ahorró ni hizo producir el dinero que recibieron. Y cuando se quedan sin el sustento, no son capaces de manejar una chacra en su jardín, porque su nuevo status no lo permite. Volvemos a lo mismo, aprovechar, aprovechar, aprovechar…
No debemos olvidarnos tampoco de los “paraguayos kurepisados” que se pasan criticando y hablando mal de nuestro país en forma despectiva. Ningún comentario es constructivo. Todo es para despreciar a los que seguimos viviendo aquí, creyéndose ellos mejores y más importantes por vivir allá. El resentimiento y la inferioridad les sale por los poros…
Y hablando de aprovechamiento, mencionemos la mentalidad base de la nueva generación: la prostitución.
• Camuflan la prostitución de varones y mujeres, en todos los niveles sociales bajo el título de “bien casados”, que están sólo por un interés económico y no por amor… que entregan su cuerpo sexualmente con tal de mantener el status que le brinda su pareja, o muchachos que aceptan tener sexo con viejos homosexuales a cambio de dinero. Todo es normal hoy en día, eso es lo triste y desesperante. Espero que ahora identifique claramente lo que le estoy diciendo sobre nuestra mentalidad: aprovechar, aprovechar, aprovechar…
• Eso de imitar sólo lo malo, se ve en varios aspectos. Por ejemplo, de que saben enfermarse. Pucha! Ni un actor de cine lo haría mejor. Escuchan algún nombre de enfermedad que está de moda y sin saber siquiera los síntomas, ya están gravísimamente enfermos de eso… y todo con el mismo objetivo de siempre: aprovechar, aprovechar, aprovechar…. Y hacerse de los pobrecitos… Practican a diario hasta llegar a perfeccionarse en las cosas malas que vieron por ahí, en lugar de poner el mismo empeño para aprender algo positivo, que les represente un desarrollo en todos los aspectos.
• Gente BURRA dice que nuestra forma de ser viene de los guaraníes y se refieren a ellos como raza vai. Cuando la realidad es que la contaminación se produjo al contacto con los españoles que llegaron a nuestra tierra, trayéndonos toda la decadencia moral, la codicia, avaricia, la violencia sexual hacia las indígenas, sin hablar de todas las enfermedades que nos trajeron como aporte adicional… Estos “señores” vaciaron sus cárceles, contaminando América con la peor escoria de Europa. Y a eso le llaman encuentro de dos mundos, o peor, que se jactan de haber traído “la civilización” a América. Y esa es la mitad europea de la mezcla que hasta hoy nos está costando muy cara, porque no logramos desprendernos de ella y para colmo, seguimos pudriendo nuestro continente, queriendo copiar esquemas de un mundo que se encuentra en la decadencia total.
Repito, sólo copiamos lo malo.
Todo lo bueno que hoy podemos aprender de la experiencia de aquel viejo mundo, no es de interés nacional. Es acaso que tenemos que seguir el mismo esquema que nos quieren imponer, teniendo el resultado a la vista? Y con vivos ejemplos en América Latina como sucursal de ese viejo mundo? Aprendamos de las experiencias ajenas para no tropezar con la misma piedra…!!
Tenemos la mala costumbre de tomar “sin pinzas” como gran cosa todo lo que viene de afuera. Nos alienamos con lo peor de la Argentina, Brasil, Estados Unidos y algunos países de Europa, asimilando su música basura y todo lo que pudre la mentalidad de la gente. Y llegó a tal punto la alienación a lo extranjero, que sufrimos de una negación de lo autóctono y una falta de identidad cultural, lo que nos convierte en resentidos sociales ya que debido a esto, por ejemplo, los artistas paraguayos en el exterior ejecutan música clásica en el arpa, en lugar de difundir la nuestra y bailan malambo como muestra de destreza.
• El resentido no acepta la crítica. De amigo pasa a enemigo si se le dice algo y por su ego estúpido, queda permanentemente en la ignorancia por no ser capaz de asimilar una enseñanza, crítica o sugerencia. No aceptan sus errores, prefieren culpar al jefe de que es un tembó, antes de aprender a hacer bien su trabajo.
Si dicen, roban o rompen algo, lo esconden… y uno al encontrarse con el hecho, resulta que lo niegan rotundamente y se sienten ofendidos ísimos si se desconfía de ellos… otro caso, es que abandonan su puesto de trabajo sin avisar, en lugar de decir claramente los motivos por los cuales decidió cambiar de trabajo. Es patético ver que hasta en eso somos COBARDES.
• No valoran lo que uno hace de corazón por ellos. Toman lo que se les da, como algo a lo que tienen derecho, no como un regalo. Creen que es tu deber darles todo, sin que se merezcan, solo por el hecho de ser pobres y trabajar para uno. No entienden que las cosas se ganan por cariño, lealtad o retribución a lo dado con el corazón por otra persona. Hacen algo, especulando lo que pueden sacar a cambio. No de corazón. Y a esa actitud lo único que corresponde es pagar por sus servicios y punto. El que especula se comporta como esclavo, no como amigo. Justifican su estado animal, su borrachera, su libertinaje, su haraganería, con la situación del país donde ellos, adoptan el rol de pobrecitos. No tienen dignidad. En sus relaciones con los demás, no saben donde están los límites. No aceptan aprender y trabajar para progresar. Tienen muy activado el cerebro reptiliano, o sea, el instintivo. Es un país de acomplejados, sin dignidad, sin ética. Se enorgullecen de sus aspectos negativos. No dicen las cosas de frente, siempre como indirectas o como ejemplos de otra gente, que uno tiene la obligación de interpretar. La cobardía es el pan de cada día. La codicia material es terrible. Se pasan mirando lo que tienen los demás, de forma codiciosa y envidiosa. No saben apreciar algo lindo, sin desearlo negativamente. Siempre se ponen en el papel de víctimas y actúan como mendigos. Se creen los grandes vivos, por ser unos ladrones. El que tiene dinero mal habido es el Gran Señor entre todos los plagas.
• En mis 30 años de experiencia como terapeuta de la mente en Francia y en Paraguay, pude observar que los patrones de conducta masculinos y femeninos se repiten. Es el fenómeno mundial de la globalización, que llegó a pudrir a nuestro país igualmente. Todo lo que está contenido en este material son fruto de largas investigaciones en base a consultas realizadas por pacientes compatriotas y extranjeros de varias partes del mundo… y expreso mi preocupación por los resultados de la investigación, para que todos los paraguayos reflexionemos sobre el punto.
Hablemos del origen del cáncer del comportamiento paraguayo, tanto en mujeres como varones. Las mujeres machistas actualmente son una fábrica de trolos. No saben diferenciar entre cuidado y sobre protección, entre cariño sano y enfermo. De esta manera están creando generaciones enteras de inútiles, afeminados, acomplejados, misóginos y cobardes. Entiendan mujeres madres, que están forzando a sus hijos a ser homosexuales, ya que con esa clase de sobre protección, en el subconsciente se graba un mensaje específico, una variación con la misma raíz del complejo de Edipo. Están castrando a sus hijos y no están dimensionando el problema. El hecho de que un varón se pase jugando y revolcándose en la cama con la madre, viendo novelas, compartiendo el baño, peinándolas u opinando sobre sus vestidos, hace que a nivel subconsciente, vaya creciendo con la imagen de la madre como su mujer y diosa y luego “si busca” una esposa el problema visible pero aparente, es que ella debe ser igual a su madre para que “su esposa” esté a “su altura”, haciendo difícil el relacionamiento ya que ninguna persona es igual a la otra… pero observe el trasfondo, busca que su esposa sea su madre… el problema radica en que se le alteran los roles a nivel subconsciente y al tener sexo con su mujer, su cerebro codifica que está teniendo relaciones sexuales con su madre y esto le crea un conflicto interior que desemboca en la homosexualidad. Por otro lado, como toda su vida se identificaron con el rol femenino, buscan automáticamente lo masculino. Aquí no se trata de un problema genético, sino más bien un problema psíquico… son grabaciones negativas acumuladas en el subconsciente recibidas en el entorno familiar y a través de los medios de comunicación por la publicidad, películas y novelas. Otro caso, bastante alarmante, son aquellas madres que deseaban tener una nena y les vino un varón. Ellas igualmente, tratan a sus niños varones como nenas, vistiéndoles con ropa de mujer durante toda su infancia… y volvemos a lo mismo, luego estos varones “niñas” buscan automáticamente lo masculino.
EL VARÓN NECESITA DE UNA EDUCACIÓN MASCULINA, DONDE AMBOS PADRES DEBEN SER RESPONSABLES DE ELLO.
Pero ojo! No me estoy refiriendo a aquellos primates que entienden por educación masculina la iniciación sexual temprana para que sean “machos”. Eso de hablarles de sexo y mostrarles desde niños revistas pornográficas de mujeres desnudas y sexo explícito y luego llevarlos a prostíbulos para que tengan su primera experiencia de adolescente, resulta en la mayoría de los casos traumático y para colmo, tienen nuevamente, una imagen distorsionada de la mujer, que de acuerdo a la gravedad del trauma de su primera experiencia, en su cerebro, generalizan a todas como putas y esto les impide llegar a formar una pareja feliz con una mujer, si es que en el peor de los casos, no se vuelven homosexuales. El padre no está solamente para comprarles regalos o llevarles a la cancha. Los varones no asumen su rol de padre, que representa charlar con su hijo y guiarlo cuando tenga dudas. Ser amigo y padre a la vez. Conozco casos donde el padre solo se encarga de enviar dinero y pasear a sus “cachorros” de vez en cuando y deja a la madre la responsabilidad de criarlos… y pobre de ella! si sus hijos caen en algún vicio… ahí, simplemente son “tus hijos”; el varón no asume en ningún momento la responsabilidad de no haber participado en nada de la educación y formación de los niños. El ego del padre nunca acepta que cometió algún error.
El problema de todo esto, radica en que hoy en día, el consumismo maneja nuestro tiempo llenándonos de actividades superficiales, en lugar de dedicar “nuestro tiempo” al necesario diálogo con la familia. O la realidad es que ya no les interesa dialogar con sus hijos? Cree que sus compromisos sociales son tan importantes e impostergables, que no se pueden relegar por sus hijos? Entonces, para qué los trajo al mundo? Fueron fruto de una calentura irresponsable o un requerimiento social de los bien casados? SEAN SINCEROS… han estado evadiendo la educación de sus hijos, por darle prioridad a su vida superficial? O con qué fin les compran nuevos juguetes, televisores, equipos de dvd, playstation? Bueno… usted dirá, justificándose, que sus hijos se lo piden, pero ellos, qué otra cosa conocen de usted, que no sea su billetera?
Imagino que usted ama a sus hijos, pero le aburre terriblemente su conversación… no será que a esa edad ya son totalmente huecos y superficiales que no demuestran tener ni dos maníes de cerebro? Fíjese bien y vea con los ojos del corazón de padre responsable, si sus hijos no llevan en el cerebro un cartel que dice SE ALQUILA. Si es así, todavía puede tomar las riendas de sus desorientadas existencias y ocupar sus mentes con temas que los desarrollen intelectual y espiritualmente. Padres y madres, desarrollen en toda la familia el hábito de la lectura y luego discutan sobre ella entre todos… de esta manera usted les enseña a observar, analizar, deducir y actuar de manera inteligente… en otras palabras, les enseña a pensar.
• Y cuando alguna niña viene al mundo, la educan para que sirva al varón, como si este fuera un Dios. Esta actitud machista, no solo crea un resentimiento en el corazón de las mujeres, sino que les da a los varones una idea falsa de su lugar en la pareja y este, termina mirando a la mujer como un espécimen inferior a él y buscan hacer pareja con alguien de su “rango”, otro varón. Pero dentro del lado femenino, pueden ocurrir tres cosas: si son débiles se someten, si el resentimiento es tal se revelan y buscan lo que les faltó en su infancia, el amor femenino y solo si tienen la suficiente fuerza de carácter ponen las cosas en su lugar… pero lastimosamente son la minoría.
También debido a esta situación, prolifera la mujer vagina. Son las que antes de saber hablar, aprenden a posar y mover el trasero para que algún joven o viejo con plata se fije en ellas y les mantenga. No se preocupan en desarrollar su inteligencia, porque nacieron con un cuerpo bien moldeado y se pasan diariamente en el gimnasio perdiendo horas enteras, reforzando su parte física, antes que su intelecto. Esta misma superficialidad la encontramos tanto en varones como en mujeres y de nuevo se ve reflejada la apestosa y denigrante actitud: la prostitución.
Debemos dejar se ser SANTULONES E HIPÓCRITAS. Si insisto tanto en este tema, es por que nuestra realidad desespera. Hoy en día, lo normal es ser homosexual y los heterosexuales están en vías de extinción. Acaso nadie se pregunta QUÉ ESTA PASANDO??? En lugar de hablarlo, lo escondemos. En lugar de solucionarlo, lo aceptamos como normal. Y la degeneración cada día es mayor. Es necesario que se hablen de estos temas en las escuelas, grupos familiares y religiosos…en lugar de estar perdiendo su tiempo y energías hablando de problemas ajenos, que sirven solo para alimentar el morbo del barrio, dedíquese a solucionar sus problemas familiares que hasta hoy, los guardó bajo el tapete.
LOS PADRES SOMOS RESPONSABLES DE LA SITUACIÓN ACTUAL DECADENTE DE NUESTRA SOCIEDAD.
• Lo positivo que veo en el tema femenino, es que actualmente tienen HUEVOS! Han demostrado ser el “sexo fuerte” realmente… Pude comprobar gratamente varias veces, que si hacen suya una buena causa y se comprometen con ella, reaccionan con determinación y se sacuden del materialismo y la superficialidad reinantes en que estaban hundidas, ya que tienen esa fuerza emprendedora de cambio para transmutar esa tan larga e injusta carga a las que fueron sometidas sin tener otra opción, el machismo. Hay una fuerza rugiente que puja por salir a la luz desde su interior… La leona guaraní se está despertando.
• Y en el polo opuesto, tenemos a los gatitos durmientes. Es como si fueran una nueva especie, irreconocible y opuesta al concepto de masculinidad. Antes que nada, en su comportamiento cotidiano demuestran que odian a las mujeres, ya que las ven simplemente como un objeto sexual siendo promiscuos y las tienen a su servicio para cosas domésticas, pero que al final termina por cansarles y empiezan a buscar otros horizontes… los varones. Su grado de misogismo es alarmante, sin menospreciar su debilidad ante las situaciones que se les presenta. Por ejemplo, un varón nunca tiene un simple resfriado. Por los síntomas que demuestra y el grado de consternación que crea a su alrededor, es como si tuviera una pulmonía en estado terminal. Son alarmistas en relación a su sufrimiento. Y pobre de aquella mujer que se le ocurra enfermarse mientras que ellos están por ahí… al instante les toma una enfermedad mil veces peor que priva a la mujer “el derecho” de sentirse cansada a la hora de sus cuidados. Se comportan como una manga de maricas cuando les duele algo.
Otro tema infaltable es el de los metro sexuales….
Los que se auto denominan así, creo más bien que no tienen el coraje de asumir interior y socialmente su homosexualidad y camuflan sus manifestaciones femeninas bajo ese nuevo término. Todo el día se pasan mirando al espejo, controlando si tienen todos los pelos en su lugar y si los claritos le salieron lindos… hasta cuidándose la pintura de las uñas y llega al colmo que llevan a sus amigos a la peluquería para que controlen su corte y color. Hey! Por lo menos hubieran llevado a la novia que tienen de pantalla!
Los varones o son muy refinados, que ya se traduce en afeminados o muy primates. He escuchado a varias mujeres quejarse de que los del sexo opuesto ya no tienen olor a hombre…. Ya no huelen a macho… sus hormonas masculinas están prácticamente extinguidas. El estuche musculoso ya no convence a nadie y del andrógino, mejor ni hablar…
Y estos metro sexuales, necesitan reforzar su aparente masculinidad, hablando del tamaño de su miembro y de cuantas mujeres tuvieron y que todas se vuelven locas por ellos… pero apenas ven un tipo, ellos se vuelven “locas” por él.
En cierta oportunidad pude ver en plena vía pública, en las inmediaciones de la municipalidad, que se toquetean unos a otros los genitales, tratándose de travestis como el gran chiste y que en cualquier momento le van a hacer sentir sus “tantos” centímetros. Vulgarmente se dice “estamos entre los perros” y es así literalmente, ya que se pasan oliendo y tocándose unos a otros, camuflando sus deseos en forma de broma. La actividad preferida de los varones es remedar a los trolos… y pucha!… les sale de bien… hasta parecen auténticos!
Otro tema importante es la moda supuestamente masculina y los preceptos que defiende. Usan pantalones de cadera y camisitas entalladas para seducir… o sea, viven de su cuerpo… no les queda ningún argumento más interesante que exhibir su cuerpo como ganado, para atraer a alguien y últimamente para ser sinceros, a varones más que a mujeres.
El varón y la mujer son iguales pero tienen roles diferentes dentro de la pareja y deben complementarse, llegar a formar una unidad, no competir.
Y para estos misóginos, los cambios que se ven en el mundo con el nuevo rol de las mujeres en el poder, les crea un conflicto y resentimiento todavía mayor que ni siquiera son capaces de admitir una instrucción o sugerencia de una mujer por el simple hecho de que vino de ella, sin considerar si la idea es buena o no. Otro punto importantísimo de hacerles ver es el EGO!
Obviamente, al estudiar un poco de la historia de la humanidad escrita por los varones, nos damos cuenta de que desde el principio se consideraron como una raza superior a las mujeres y esto hizo que los primates se duerman en sus laureles de ego…. Mientras que las chicas despacito a lo largo de milenios, fueron despertando, tomando fuerza y aprendiendo todo el trabajo que antes era exclusividad de los varones y… sorpresa! Hoy en día se desempeñan mejor que ellos, porque cuentan con la sensibilidad femenina y la fuerza intelectual masculina… dejando así el trabajo bruto para los chicos.
REFLEXIONEN…varones insensatos! Dejen de creerse algo que no son y replanteen su existencia! Es momento de superar los resentimientos y el ego estúpido que mantiene dormido al LEON GUARANI. ES RESPONSABILIDAD NUESTRA DESPERTARLO! Y AHORA! Antes de que sea tarde… porque estamos en vías de extinción.
Esta vez el mensaje va diriido para ambos sexos: El varón y la mujer son iguales pero tienen roles diferentes dentro de la pareja y deben complementarse, no competir.
Cada uno necesita del otro para estar completo y es necesario aprender a ser compañeros en todas las actividades. Aprender a hacer las cosas juntos, respetándose el uno al otro y por sobre todo con amor… con esa conexión espiritual que va mas allá de todo convencionalismo terrenal y que se convierte en una fuerza que permite enfrentar toda clase de pruebas sin miedo al fracaso, por el simple hecho de saber que las están enfrentando juntos.
El amor es lo que une, complementa, confía, da fuerzas, acompaña, respeta y hace que todo momento, por más mínimo que parezca, sea único. REPLANTEEMOS NUESTROS PRECONCEPTOS Y VALORES. Tenemos que volver a nuestras raíces. Es lo único que puede salvarnos.
ESTE MILENIO CORRESPONDE ESPIRITUALMENTE A LOS CACIQUES DE AMERICA. LA POSTA LA TIENEN LOS GUARANIES. LA ANTORCHA ESPIRITUAL ILUMINA DESDE PARAGUAY AL MUNDO. Aprovechémosla para cambiar nuestro interior.
Los guaraníes SON UNA RAZA ESPIRITUAL que durante milenios han buscado LA TIERRA SIN MAL. Buscan la perfección del humano a través de los valores éticos y la armonía con la naturaleza y el cosmos. Viven en armonía con su entorno y se respetan entre sí, varones y mujeres. Brindan a Dios lo que Dios les brinda: amor, belleza, vida y armonía.
Debemos despertarnos y asumir nuestros errores para poder cambiarlos y llegar a ser diferentes. Mientras ellos buscan la perfección, nosotros buscamos la perversión. La miseria actualmente, la llevamos por dentro. Relájese y conéctese interiormente con los antepasados de nuestra tierra, pídale a ellos que lo ayuden a desintoxicarse de la alienación diabólica a la que estamos sometidos… pídales con su corazón que le infundan respeto a DIOS y a la naturaleza, sabiduría, valor, coraje, dignidad, fuerza guerrera, honestidad y por sobre todo, la espiritualidad tan pura que lograron con una vida simple y auténtica.
Todos necesitamos purificarnos para poder cambiar desde adentro, si queremos ser dignos de portar la antorcha del Paraguay junto a los guaraníes del plano espiritual.